" María, Madre, refugio y esperanza mía, a Vos me encomiendo; os entrego mi alma; rogad a Dios por mí." ( San Alfonso María de Ligorio )

349 [ ]   María en la Iglesia ::  Padres de la Iglesia    [ ]

 

María en los escritos de los Padres de la Iglesia

 

En los Santos y Padres de la Iglesia

 

Salve María, Madre de Dios

 

 San Cirilo de Alejandría - (370-444)

Obispo de Alejandría. Luchó contra la herejía de Nestorio. Es el gran teólogo de la maternidad divina de María.  Presidió el Concilio de Efeso (341) en el que se proclamó a la Virgen María como Madre de Dios. Escribió numerosos tratados dogmáticos, comentarios a las Sagradas Escrituras, y muchas cartas. Su fiesta se celebra el 27 de junio.

  ( Leer historia de San Cirilo de Alejandría  )

 

 

Discurso pronunciado en el Concilio de Efeso (año 431)

¡Salve, María, Madre de Dios, virgen y madre, lucero y vaso de elección! ¡Salve, virgen María, madre y sierva; virgen en verdad por Aquél virgen que nació de ti; madre por virtud de Aquél que llevaste en pañales y nutriste con tus pechos; sierva, por Aquél que tomó la forma de siervo. Como Rey quiso entrar en tu ciudad, en tu seno, y salió cuando le plugo, cerrando para siempre su puerta, porque concebiste sin obra de varón y fue divino tu alumbramiento. ¡Salve, María! templo donde mora Dios, templo santo, como lo llama el profeta David cuando dice: "Santo es tu templo, admirable por la justicia."

¡Salve, María! la mas preciosa creatura de la creación; ¡salve, María! purísima paloma; ¡salve, María! antorcha onextinguible; ¡salve! porque de ti nació el sol de justicia, ¡Salve, María! ¡morada de la inmensidad, que encerraste en tu seno al Dios inmenso, al Verbo unigénito, produciendo sin arado y sin semilla la espiga inmarcesible! ¡Salve, María, Madre de Dios! aclamada por los profetas, bendecida por los pastores cuando los ángeles cantaron el sublime himno de Belén. ¡Salve, María, madre de Dios, alegría de los ángeles, júbilo de los arcábgeles que te glorifican en el Cielo! ¡Salve, María, madre de Dios! por ti adoraron a Cristo los magos guiados por la estrella de Oriente; ¡salve María, Madre de Dios, honor y prez de los apóstoles! ¡Salve, María, madre de Dios, por quien Juan el Bautista desde el seno de su madre saltó de gozo, adorando como lucero a la luz perenne! ¡Salve, María, madre de Dios! que trajiste al mundo la gracia inefable de la cual dice San Pablo: A todos los hombres se manifestó la gracia de Dios Salvador.

¡Salve, María, madre de Dios! que hiciste brillar en el mundo al que es la luz verdadera, a nuestro Señor Jesucristo, al que dice en su Evangelio: "Yo soy la luz del mundo." ¡Salve, Madre de Dios! que alumbraste a cuantos estaban en tinieblas y sombras de muerte; "porque el pueblo sentado en las tinieblas vio una luz grande"; aquella luz que no es otra que Jesucristo nuestro Señor, luz verdadera que ilumina a todo hombre que viene a este mundo. ¡Salve maría, madre de Dios! Madre del que los Evangelios proclaman bendito: Bendito el que viene en el nombre del Señor.

¡Salve, maría, madre de Dios! por quien se poblaron de Iglesias nuestras ciudades. ¡Salve, María, madre de Dios, por quien vino al mundo el vencedor de la muerte y el destructor del infierno! ¡Salve, María, madre de Dios por quien vino al mundo el vencedor de la muerte y el destructor del infierno! ¡Salve, María, madre de Dios por quien vino al mundo el autor de la creación y el restaurador de las creaturas, el Rey de los cielos! ¡Salve, María Madre de Dios, por quien brilló y resplandeció la gloria de la resurrección! ¡Salve, María, madre de Dios, por quien lució el sublime bautismo de santidad en el Jordán! ¡Salve, María, madre de Dios, por quien el Jordán y el bautista fueron santificados y el demonio destronado! ¡Salve maría, madre de Dios, por quien todo espíritu fiel alcanza la salvación eterna! ¡Salve, María, Madre de Dios! ... porque calmaste y serenaste los mares para que pudiesen cruzarlos, con bonanza, nuestros siervos y cooperadores, conduciéndolos, con alegría y gozo del alma, a esta asamblea de entusiastas defensores de tu honor.

 

 

::

 ::

 

Libreria

 

:: Volver a la página anterior ::

 

:: Ir al índice de Escritos de los Padres ::

 

:: Ir al índice de Escritos de los Santos ::

 

 

4889 lecturas. 

 [ Index Home  ]  [ Las Coronas de María  ]  [ La Devoción a María  ]  [ María en la Biblia  ]  [ María en la Iglesia  ]

[ María y los Santos  ]  [ María entre nosotros  ]  [ Canal Youtube  ] [ Mapa del sitio  ]

[ Sobre esta web  ] [ Publica tu Testimonio ] [ Firma el Libro de visitas ] [ Contacto ]